Claudio Borbolla

miércoles, 29 de agosto de 2018

Gastos que controlan el dinero de los Millenials

No hay comentarios
Estoy casi seguro que alguna vez caminaste por alguna plaza comercial y viste una oferta sumamente tentadora, quizás un precio muy bajo de cualquier artículo y terminaste por comprarlo.

Bueno, quizá entiendas que este tipo de ofertas están diseñadas para que, por la inmediatez, las aproveches por qué quizá nunca las vuelvas a ver. Muchos servicios online están diseñados de esta manera y, por medio de su rapidez de servicio, pretenden hacer más sencilla nuestra vida cotidiana; pero, en la mayoría de los casos, no son en realidad tan austeros, así que terminan por afectar nuestra economía. Además, muchos se han convertido en una necesidad y es como si controlaran nuestra libertad financiera.

Finanzas personales


La realidad es que los Millennials, considerando a las personas de 20 a 35 años responden al urgente cambio de la época, por lo que el conocimiento financiero, si bien, no es ajeno a ellos, quizá no es una preocupación inmediata y se puede aprender "después". Se suele pensar que es algo que se utiliza solo bajo ciertas circunstancias.
8% de la población Millennial tiene conocimientos en cuanto a conceptos financieros
Además, el crecimiento personal es importante en esta generación, debido a que la preparación académica y profesional proyecta nuevas ideas e innovaciones al entorno. Pero, para ser sincero, en la experiencia personal no conozco a muchas personas que sepan de finanzas personales (incluso estudiando carreras como administración de empresas).

El 34% de la población Millennial no se encuentra satisfecha con su situación financiera actual y el 18% no hace nada por mejorarla a pesar de eso.

Gastos inmediatos


El consumidor de hoy en día necesita un servicio que le provoque confianza e inmediatez para satisfacer necesidades mientras se hacen otras cosas (podemos ver servicios como transporte, entrega de flores, paquetería, comida etc...) pero creo que es realmente necesario aprender a controlar estos gastos inmediatos y esto se puede realizar de dos maneras: O administrando mejor nuestras actividades, (ya que muchos de estos gastos son derivados del "Ahorro de tiempo" como el caso de comprar comida en lugar de cocinar) o tener una disciplina financiera, sea una u otra, nos hará controlar sí o sí nuestros gastitos.


Piensa en el futuro


Es común escuchar la frase "Viva el presente y piensa en el futuro" y es muy cierta, debido a que debemos tener precaución de los gastos que estamos realizando y analizar cuales están dentro de nuestras posibilidades; pero también es importante como estos movimientos van a afectar nuestro futuro ya sea a corto, mediano o largo plazo. No necesitas una educación financiera muy amplia para saber que el tarjetazo lo tienes que pagar en el próximo corte de mes.

Según la CONSAR, cinco de cada 10 entrevistados no respondió correctamente a preguntas básicas sobre finanzas y, si bien existe interés en este tema, la previsión del futuro no se ve reflejada en las acciones concretas que toman.

Inversiones


Parte de mejorar tus finanzas personales y evitar que los gastos inmediatos controlen tu dinero y tu vida es comenzar a invertir. Prefiero evitar la palabra ahorrar ya que "Ahorrar" se entiende comúnmente a guardar algo indefinidamente y sin un propósito. Por el contrario, la palabra invertir es más apreciada debido a que recibes un rendimiento por guardar tu dinero, básicamente. Existen muchas maneras de hacer esto y se hablará más del tema próximamente. Y, aunque es verdad que existe siempre un posible riesgo de perder en una inversión, también lo existe en perder tu dinero en gastos inmediatos que no te dejan ganancia.

Te recomiendo el Blog del Pequeñocerdo capitalista, y el Vlog de Sofía Macías donde se habla de las inversiones y los mejores métodos.




No seas parte de las estadísticas


Finalmente, me gustaría recomendarte no ser parte del montón. Sé que suena un poco vago, pero esta generación es, en gran medida, muy predecible, por lo que nuestro propio comportamiento antes las marcas y lo que esperan de nosotros también lo es. Es primordial conocer acerca de finanzas personales y marketing en general ya que a diario las marcas atacan a nuestro cerebro con publicidad y es importante tener una defensa para que esto no afecte nuestra vida diaria. 

No es necesario salir de la MATRIX o ser un anti-sistema para ser feliz, solo es necesario saber como funciona el sistema para poder sobresalir. 







viernes, 17 de agosto de 2018

¿Qué hacer si no fuiste aceptado en la Universidad?

No hay comentarios
En México, las escuelas públicas y Autónomas suelen tener un proceso de admisión para que los estudiantes puedan, mediante un concurso, demostrar ser más aptos para estudiar cierta carrera. Desgraciadamente, muchos estudiantes no pueden ingresar a estudiar debido a que no pasan este examen o no hay cupo suficiente en la universidad, por lo que se ven forzados a buscar otras opciones o esperar.



Si es tu caso y, después de una larga preparación para esperar el día del exámen, aún así no lo aprobaste, mi consejo es el siguiente ¡No hagas nada! por un tiempo al menos, debido a que esta decepción podría provocar en ti la mala idea de tomar una decisión que afecte el resto de tu vida profesional.


No es el final de tu vida académica

Si no te aceptaron en la universidad que deseabas o la carrera que era de tu interés. No es el final. Siempre tendrás nuevas oportunidades y no hay un tiempo límite para terminar de estudiar. Lo importante es que intentaste ingresar y, al final, solo tendrás más tiempo para prepararte mejor.

Conoce nuevos lugares

Si no fuiste aceptado en la universidad, lo primero que debe pasar por tu mente es Mejorar no puedes sentarte a estar triste por siempre. Tienes que salir enfrentar el problema. Hacer un viaje podría abrir tu mente a otra perspectiva. Quizá cambie la forma en que ves las cosas, y al regresar, tendrás ideas nuevas y frescas que te ayudarán a sentirte más motivado. Si deseabas estudiar derecho, por ejemplo, puedes viajar al palacio de Gobierno. Si tu interés eran las artes, podrías viajar a ver las antiguas pinturas en algún otro estado etc... No te quedes en un solo lugar, ¡Muévete!

No te conformes

Muchos estudiantes que no pueden entrar a la universidad que desean en México, como es el caso de la UNAM o el IPN (que son dos de las escuelas más importantes de nuestro país) piensan que es una decepción y, bajo la excusa de la urgencia, deciden entrar  a una escuela con menos prestigio. Ciertamente, está por demás decir que debes tener un poco de respeto a tu carrera profesional y jamás conformarte con menos. Debes creer que eres el mejor en lo que harás. Ese obstáculo solo es una oportunidad para ser mejor que los demás.

Estudia, aprende y enseña.

Muchos estudiantes que no pasan los exámenes cometen el grave error de ponerse a Leer cuando no pasan el examen. O dicho de otra manera: Hacen lo mismo que estaban haciendo antes de no aprobar. 

Asiste a conferencias, toma cursos, lee, ve a la biblioteca. Renueva tu cerebro. Dale ideas frescas. Conoce personas. Y, lo mejor, intenta enseñar a otros lo que estás aprendiendo. Esto mejorará tu autoestima y seguridad con el fin de hacer más eficaz tu presentación en la prueba que está por venir.

Cambia de opinión

Adicionalmente, me gustaría decir que conozco muchas personas que, después de no aprobar el examen de admisión, deciden cambiar de carrera, ya que este es uno de los factores que ocasiona la puntuación baja, ya que en el fondo, no se deseaba ser lo que se buscaba.


Si conoces a alguien que esté es esta situación, recuérdale que solo es una oportunidad para mejorar.



martes, 14 de agosto de 2018

Los 3 Métodos para Ganar tiempo

No hay comentarios
El otro día estaba practicando guitarra (que es un instrumento que practico desde chico) pero ya que la guitarra es nueva, dejé de lado el violín (que también es nuevo, pero lo domino menos). Así que decidí que voy a aprender los dos, Primero por no dejar de lado los proyectos y poder ser mejor músico, y además, que el hecho no seguir con el Violín significaría mantenerme en la zona de confort. Pero creo que necesitaré algo de tiempo extra.





1.- Establecer prioridades: La caja de Eisenhower

Dwight Einsenhower fue el 34° presidente de EUA, se caracterizaba por su capacidad para llevar a cabo proyectos sumamente ambiciosos y que requerían una gran efectividad. Es conocido su por su herramienta "La matriz de Einsenhower" que consiste en separar las tareas y convertirlas en prioridades.

Imagen cortesía de ideatumismo.com

En este método podemos identificar las fugas de tiempo e, incluso, establecer metas. Te ayudará mucho para que puedas organizar un poco tu día  a día. Me ha funcionado más específicamente para la semana.

Importantes/Urgentes
Son aquellas tareas que es necesario realizar de forma inmediata y no pueden esperar o de lo contrario habría consecuencias.

  • Deudas
  • Facturas
  • Tratamientos
  • Cargar Gasolina
  • Tarea
Importantes/No Urgentes
Se refiere a las tareas que se llevarán a cabo con seguridad; pero no es necesario prestar atención de forma inmediata. 

  • Visitas
  • Compras
  • Reuniones
  • Entrevistas
  • Citas
No importantes/Urgente
Son tareas necesarias pero que bien podría hacerlo alguien más.

  • Llamadas
  • Agendar citas
  • Limpieza
  • Regalos
No importante/No urgente
Son esas cosas que, en realidad, no aportan nada a tu vida como tal y no tienen un impacto directo si dejas de realizarlas.

  • Facebook
  • Netflix
  • Salir de compras
  • Etc...

2.- Establecer Objetivos

Ahora que haz administrado tu tiempo y sabes cuando puedes hacer lo que te propones, es momento de decidir lo que quieres lograr. Para ello tenemos que establecer objetivos.



Los criterios SMART son una conocida forma de establecer objetivos aceptada por miles de personas y  empresas. Existen diferentes tipos de conceptos en sus siglas, pero las más populares son las siguientes:

  • Specific (específico)
  • Measurable (medible)
  • Achievable (alcanzable)
  • Relevant (relevante)
  • Time-Bound (en tiempo)
Los criterios SMART deben aplicarse para tener objetivos inteligentes y tener la recompensa de la administración del tiempo.

3.- Inteligencia Emocional: Automotivación

Finalmente, después de administrar el tiempo para fijar objetivos, saber qué y cómo se va a realizar lo que queremos es importante mantenerse motivado. Día tras día es imprescindible no olvidar el por qué hacemos las cosas y no olvidar que es más sencillo abandonar que seguir adelantes.

Algunas de las cosas que me han ayudado a mí a seguir motivado son algunas de las siguientes:

1.- Escribe en una agenda tus objetivos


Escribir da importancia y vuelve real tus ideas.



2.- Escucha, toca o canta Música que te gusta y motive 

Mantenerse ocupado haciendo algo que te gusta ayuda a motivarte mientras eres productivo.


3.- Medita

Recupera tu energía combinándolo con una buena alimentación y, de ser posible, ejercicio. Tu Mente necesita mantenerse fuerte para estar motivado.









¿Tú cómo programas tus objetivos?

sábado, 11 de agosto de 2018

La Universidad del futuro: Estudio a distancia en México

No hay comentarios



En la actualidad, las empresas en México, tanto PyMES como los grandes corporativos, necesitan gente preparada, con ideas innovadoras y creativas. Inevitablemente es el perfil que ayuda a las organizaciones a cumplir sus objetivos. Pero, a pesar de la mayor cobertura que se tiene actualmente en Educación, las personas que logran obtener un título universitario (que está por debajo del 22% de la población del país) parece no tener la suficiente capacitación o destreza para desempeñarse en el mundo laboral. Esta es la razón por la cual las empresas suelen solicitar experiencia antes de proporcionar el empleo.

El estudiante autodidacta 

Ciertamente, en la experiencia propia, he conocido a estudiantes que están por terminar su carrera universitaria y jamás han leído un libro sobre algún tema relacionado con la carrera por el puro gusto de leerlo y adquirir conocimiento. He hablado con personas que dicen estar estudiando su carrera universitaria porque tienen un familiar/amigo que los meterá a una empresa en específico cuando terminen de estudiar. La verdad es que este tipo de personas existe, pero en el futuro, cuando las circunstancias sociales obliguen a las organizaciones a ser más responsables y a ser innovadoras, creo que no habrá espacio para este tipo de personas.

El estudiante del futuro es creativo, le gusta la colaboración y la responsabilidad social. Busca renovar lo que no funciona y aprende cosas más allá de su especialidad, para abarcar más disciplinas. Sin mencionar que tiene una naturaleza emprendedora. Este será un perfil básico para las organizaciones que busquen crecer y darse a conocer (lo es ya en la actualidad).

De esta manera, la educación virtual tiene una gran importancia, ya que permite al estudiante tener la disponibilidad para llevar a cabo los conocimientos de forma casi inmediata a la práctica. Tener la oportunidad de generar experiencia ya que se puede trabajar mientras se estudia, y además, el emprendedor que deseé prestar servicios online mientras viaja por el mundo y estudia, ya no tendrá que sonar descabellado.






¿Y si no puedo?

Alguna vez un amigo me comentó que prefería la educación presencial ya que le gustaba tener un profesor de frente que pudiera explicarle la información. Concuerdo en que no todas las personas tienen el perfil para aprender solas. Sin embargo, la educación a distancia implica profesores online que proporcionan el conocimientos, y tutores personalizados que te ayudan con las dudas que puedan llegar a surgir. Creo que más bien, es la necesidad de hacer parecer la información real, es decir, es más satisfactorio para el cerebro tocar un libro que leerlo online. Así que la educación virtual tendrá que aceptar el reto de buscar la forma en que cualquier persona, incluso si no tiene una aceptación ante lo digital, pueda adquirir los conocimientos al igual que los demás estudiantes.



Escuelas a distancia en México


Considero que la educación virtual en México deberá crecer de una forma más rápida ya que el rezago educativo está en crisis a pesar del continuo crecimiento y la creación de nuevos planteles. También debo aceptar que me preocupa la responsabilidad social que puedan llegar a tener los estudiantes hacia las organizaciones, debido a que se planea, para el nuevo sexenio, que las personas puedan estudiar una carrera universitaria sin ser evaluados. De hecho, la sociedad de hoy en día tiene un rechazo ante las evaluaciones y los cuestionamientos, por lo que la educación virtual debe dar un paso agigantado para procurar que los estudiantes sean responsables social mente y estén preparados y capacitados, así, la educación virtual será, por mucho, bien aceptada por las organizaciones más que la educación presencial.

martes, 31 de julio de 2018

7 hábitos para aprender un nuevo idioma

No hay comentarios

La necesidad de hablar otro idioma

Aprender un nuevo idioma es algo que ha sobre pasado el ser un simple punto adicional en un curriculum. En general, las personas convivimos día a día con diferentes tipos de acercamientos a otras culturas y costumbres. Es común ver países como España, Francia o Inglaterra en los cuales la afluencia de extranjeros es notablemente superior a algunas décadas en el pasado.

Además, en consecuencia de esta simpatía internacional, es posible ahora, comerciar a grandes distancias o incluso tener oportunidades de estudiar en otra región. De esta manera, en algunas ocasiones, la necesidad de aprender un nuevo idioma es totalmente repentina. Es por ello que herramientas como Google Traslator o Illi Traslator tratan de hacer más sencilla la convivencia entre habitantes de diferentes países.

Pero, a pesar de estas herramientas ¿Por qué no estás hablando otro idioma justo ahora? es decir, tienes todo tipo de información al alcance de tu celular y un sin fin de cursos online. He conocido personas que se la pasan aprendiendo,  pero nunca ven mayores resultados.

El hábito de hablar en otro idioma

Considero que el estancamiento en el aprendizaje de un nuevo idioma es debido a que esto no es algo que se aprende. Es decir, las reglas gramaticales y de ortografía podemos "Aprenderlas"; sin embargo, el "Hablar" es un hábito. Es algo que se hace continuamente y es parte de nuestro día a día.

No estoy diciendo que a partir de hoy todo lo hagas en otro idioma, pero si es de gran ayuda respaldar o llevar a la práctica las reglas gramaticales que tanto haz aprendido en los cursos que sueles tomar.

Así que quisiera compartir 7 hábitos que, en experiencia personal o de personas cercanas, funcionar para crear este hábito de hablar en otro idioma:

1.- Ver las cosas en otro idioma

Es importante poder ver las cosas desde otra perspectiva. Si no resides en un país donde hablen el idioma que  intentas aprender, dificil mente te sentirás familiarizado con el idioma. Trata de incluir en tu día a día frases, adornos, ropa, figuras etc... relacionadas a la cultura donde se utiliza el idioma deseado, de forma sutil.

Así mismo, puedes cambiar el idioma de tu celular, portatil o, incluso, leer libros (o parte de ellos), ver peliculas etc... en otro idioma.

2.- Escuchar en otro idioma.


Así como algunas personas son completamente visuales, algunas prefieren escuchar. Es básico escuchar música en otro idioma para comprender la pronunciación; pero esto no ayudará por completo a poder hablar ya que nuestro cerebro funciona de forma distinta cuando se habla de forma normal o para expresar algo que cuando se está cantando. También puedes escuchar audiolibros, podcast, noticias etc... en otro idioma.

3.- Relacionar tu vida cotidiana con el idioma

Algo que me ha funcionado de maravilla es hacer pequeñas conversaciones ficticias relacionadas con mi día a día. Nuestro cerebro reacciona de forma distinta antes situaciones que no son conocidas y muy intuitivo cuando es una rutina como nuestro trabajo diario. Así que es lógico que, a diario, utilices las mismas palabras,expresiones, problemas y soluciones. 

Personalmente me gusta anotar preguntas que seguramente me harían mis clientes y las respuestas que yo daría. Después leerlo en voz alta. Grabarlo y, finalmente, escucharlo. He podido utilizar algunas veces lo aprendido con clientes extranjeros.

4.- Escribe un diario

Escribir un diario en otro idioma es algo genial ya que te ayuda a notar poco a poco el avance que tienes y te ayuda a buscar nuevas palabras. Además, el enlace emocional que se pone a lo que se escribe hace más sencillo recordar las expresiones utilizadas.

5.- Utiliza aplicaciones

Utiliza aplicaciones que puedan ayudarte a mejorar o a recordar constantemente algunas expresiones básicas. Existen aplicaciones muy intuitivas que te ayudan a entender los temas y a relacionarte con otros usuarios para despejar dudas. También existen aplicaciones que permiten interactuar con otros usuarios de forma social con el fin de tener una comunidad. 

Las redes sociales no pueden descartarse. Sobre todo Instagram y Youtube que incluyen una gran cantidad de contenido visual como auditivo que permite tener una percepción real de lo que a la gente de otras culturas les gusta y como lo expresan.

6.-Sé constante

Como todo lo bueno en la vida, no se obtiene sin trabajo duro. Lo bonito de nuestro cerebro, es que cuando aprendes un idioma, el siguiente relacionado es mucho más sencillo. Además, abre tu mente a posibilidades, no solo laborales, si no a experiencias culturales y sociales que van más allá de las expectativas que te ofrece un solo idioma. Lo importante es no dejarlo solo por no sentirse capaz.

7.- Tener un objetivo

Creo que cuando se quiere lograr algo y se tiene bien claro qué es todo es más sencillo. Si no sabes la razón por la cual estás aprendiendo un nuevo idioma, las horas de estudio te pesarán y ver tu celular con otro idioma será hasta molesto en ocasiones. Enamórate del idioma. Sueña con vivir lo y conocer diferentes personas. Abrirte a nuevas posibilidades. La vida hará el resto. Solo esfuérzate, no te rindas y sé constante.





Estos son  7 hábitos que toda persona aprendiendo un nuevo idioma debe tener, o al menos eso condidero. ¿Qué hábito tienes tú?